Marketing & Negocios

Desarrollar una reunión de equipo

pexels-photo-57825
GA.MA Italy
Escrito por GA.MA Italy
Realizar una revisión de los métodos de trabajo, clima y resultados es importante para el crecimiento del negocio.

Para llevar a cabo las tareas en equipo de forma adecuada, es necesario chequear cómo está funcionando el salón para analizar cómo avanzar.

La reunión es una ocasión en la que las habilidades de comunicación del líder necesitan ser eficaces.

Con la guía adecuada, cada participante puede aportar información muy interesante para el salón. Llevar a cabo este tipo de eventos es importante porque permite:

  • Focalizar en el desempeño: para ello, sirve preguntarse qué ocurrió, quiénes se desempeñaron bien y cómo lo hicieron.
  • Debatir éxitos y problemas con nuevas iniciativas, productos o servicios: es fundamental preguntarse cómo funcionaron las estrategias en la práctica. En base a estas respuestas, se pueden encontrar nuevos caminos para seguir adelante.

person-woman-desk-laptop

  • Compartir algo que se haya aprendido: en este espacio, se pueden incluir cursos de entrenamiento en los que se haya participado, sitios de Internet, casos de clientes, prácticas con modelos y otros temas cortos de aprendizaje.
  • Conmemorar logros: este es un momento ideal para dar reconocimiento y elogiar cualquier área de esfuerzo, logro o promoción especial.
  • Planear objetivos y cómo alcanzarlos durante el siguiente período: establecer metas y conseguir el apoyo del equipo para encontrar el camino para lograrlas.

hands-people-woman-meeting

  • Revisar el último período o mes: uso de números y datos como las unidades en las ventas de productos, número de clientes por cada servicio o chequear algún área que se esté analizando en ese momento. Se pueden hacer comparaciones con el último período o año anterior.
  • Conseguir que el grupo se involucre: que se pregunte qué podría funcionar mejor y plantee sus ideas.
  • Inspirar y motivar: entusiasmar y estimular para seguir avanzando.

Pensar en equipo permite obtener nuevas ideas, proyectos y planes para que el negocio prospere. Además, ayuda a solucionar problemas y a llevar a cabo más eficazmente las tareas cotidianas.